diario no diariotextos y garabatosfrikodownloadscontacto con tactoborjacrespo.comcunia
cine comic y otras hierbas

Del Toro: Uno de los nuestros

Filed under: Celuloide,Garabatos — el Sábado, 30 de agosto

Aprovecho el estreno de HELLBOY 2 para rescatar una entrevista de mi cosecha a Guillermo del Toro… Sobre la peli hablaré en cuanto la vea, que apetece… La entrevistá la realicé con motivo del estreno de la primera parte, para la revista de cómic Trama y EL CORREO – Vocento. Aquí tenéis un mix de ambas, donde hablamos de cine y tebeos…

hellboy-2-the-golden-army.jpg

El cineasta mexicano Guillermo del Toro pertenece a una generación de directores que defienden a capa y espada su amor al género fantástico. El cine y el cómic son sus dos grandes pasiones, que fusiona siempre que puede. Tras inaugurar su ascendente carrera con la reivindicable “Cronos”, pasearse por Hollywood con dificultad de la mano de “Mimic” y retomar energías con “El espinazo del diablo”, el éxito de “Blade 2” le permitió trasladar al celuloide las viñetas de “Hellboy”.

hellboy2_slide2.jpg

Del Toro derrocha simpatía y no esconde la pasión por su trabajo. Defiende una interesante política en su carrera: alternar grandes producciones con iniciativas más modestas que dejan respirar su trayectoria. Atraído por la oscuridad y los ambientes góticos, el inefable director azteca cumplió un sueño al insuflar vida sobre fotogramas al detective paranormal más grande del mundo, “Hellboy”, el héroe de papel creado por Mike Mignola, “una película de monstruos”, según sus palabras, una de sus mayores filias. Fiel seguidor del género de terror, Del Toro afirma rotundo que uno de sus principios, mal que le pese, es “no hacer ninguna película por la que no estuviera dispuesto a empeñar mi casa”.

-¿De dónde viene tu amor por el cine fantástico?
Ni mi familia ni yo recordamos una época en la cual haya sido medianamente “normal”. En una grabación en Super 8 que hizo mi padre unas Navidades, donde se ve que apenas sé hablar y estoy aprendiendo a decir cosas, balbuceo que quiero que el niño Dios me traiga de regalo una mandrágora para hacer brujería. Desde siempre me ha gustado lo terrorífico, lo raro y lo bizarro.

(continuar leyendo esta entrada …)

Ida de olla…

Filed under: Celuloide — el Viernes, 29 de agosto

… sólo los orientales se atreven a hacer cosas como esta…

Imagen de previsualización de YouTube

El gore no ha muerto, está más vivo que nunca.

Una cinta didáctica y espiritual, ideal para degustar con un buen tazón de noodles con abundante picante…

Trío calavera

Filed under: Desvaríos — el Miércoles, 27 de agosto

Esta foto impresentable, que co-protagonizo junto a un posteador de este cutreblog, también gran amigo, que además cumple tacos pasado mañana (felicidades por adelantado Pepe Lewis!!!); y uno de los líderes espírituales del que esto escribe, el inmenso Julián Hernández, resume el delirio acontecido en la fiestas de Bilbao, cuya resaca aún da tirones. Uf, uf, reuf…

Aste Nagusia 08.jpg

Aste Nagusia 2008, un impagable colofón para un verano de tránsito mental donde el portatil me ha acompañado (casi) siempre de aquí para allá, detalle que no ha impedido que me haya expandido de lo lindo.

Cuento algunas cosas, con imágenes incluidas, en el INFRAflog, transmutado definitivamente en EGOlog, un juguete terapéutico que ya roza lo enfermizo, haw, haw, haw!!!

Ahora a currar con mayor intensidad. ¡Pilas cargadas para dar la lata! La brasa, la chapa…

(foto cortesía de Honking Antelope)

¡Qué bueno!

Filed under: Celuloide — el Sábado, 23 de agosto

Con una invasión de GREMLINS, todo es más divertido…

Imagen de previsualización de YouTube

Vía Focoblog.

A contracorriente

Filed under: Desvaríos — el Miércoles, 20 de agosto

Una diabólica pregunta, harto complicada, cacarea en nuestra mente mientras caminamos hacia las fauces del pensamiento único: ¿vivimos bajo una dictadura del gusto? Arañando la superficie de nuestra realidad, sumidos en la perplejidad, parece sólo existir aquello que devora la mayoría, sobre todo si lo acoge en su seno la ventana electrónica, principal foco de expansión de lo que debemos consumir para estar a la última. Amigo, si lo que haces o degustas no sale en la tele en prime time, apaga y vámonos.

La cultura, capitalizada e institucionalizada, nos llega mascadita y en bolsas de plástico, convenientemente etiquetadas. La única manera de escapar de un mundo regido por la fotocopiadora es encontrar una identidad propia y abrazarse al clavo ardiendo de lo diferente. Si la inquietud llama a nuestra puerta, estamos abocados a escarbar en el vertedero de la contracultura buscando nuevas ideas, pero lo alternativo, herido por las flechas del snobismo, puede llevarnos a engaño y hacernos caer igualmente en el pozo de la mediocridad, convirtiéndonos en un ultracuerpo.

Visto el desolador panorama, se antoja una odisea guiarse por el camino de la razón, a través de una cultura popular que se clona a sí misma, disfrazando como novedoso lo ya conocido para el uso y disfrute de la masa. Mientras las propuestas más ásperas son sometidas a radiaciones con efectos de edulcoración y la nueva modernidad, descafeinada y de fácil asimilación, se apunta al carro de lo políticamente correcto, hay otros mundos que están en éste, ocultos bajo el manto de la ignorancia.

Asusta el caos cultural de siglo XXI, diseccionar una civilización en decadencia cuya sorprendente realidad supera la ficción.

El circo de la vida continúa.

The Dark Knight, ¿qué está pasando?

Filed under: Celuloide — el Jueves, 14 de agosto

the dark knight.jpgNo.

Noooooooo.

Noooooooooooooo.

No me van a convencer. No. Ni por asomo. Porque no. Porque “The Dark Knight”, léase “El caballero oscuro” por estos lares, no me parece una gran película, más bien una cosa discreta. Muy discreta. “Batman Begins” ya me irritó, especialmente por esa avalancha de piropos de críticos serios que no han leído un tebeo en su vida (probablemente, ni falta que les hace), que defienden que una película es más adulta, y por ello mejor, cuando es más realista, en detrimento del género fantástico que tanto aprecio, vilipendiado porque sí por un indocumentado tras otro. Cuando estamos hablando de un tío tarado, traumatizado y egoísta, que se disfraza para repartir hostias, al filo del abismo, entre el bien y el mal, que persigue a malos muy malos, no me apetece ver una mala película de Ingmar Bergman, qué quieren que les diga…

Batman - The Dark Knight (4).jpg

Para empezar, para aquellos que ya hayan pasado por taquilla… ¿no les resulta Batman un individuo antipático? ¿No les parece que en algunas escenas está como de atrezzo? Como un jarrón ahí puesto, mientras Gary Oldman y compañía actúan de verdad (haciendo lo que pueden, algo perdidos, todo hay que decirlo). ¿No les parece Bruce Wayne un tipo hostiable? Un pijo caprichoso, bastante alejado de un caballero con estilo y principios contradictorios, cuya mente se retuerce entre defender la justicia o vengarse a saco de todo “vago y maleante” que le busque las cosquillas (aunque su error sea pasear por el callejón equivocado).

¿Qué me dicen de Gothan? Otrora un personaje más, aquí es una sucesión de skylines. Atmósfera cero. La prueba es que nos llevan a Hong Kong en un momento del metraje y no sabemos si hemos cambiado de ciudad (bonitas postales, eso sí).

the-dark-knight-20070727113649106.jpg

Intentando sintetizar, “El caballero oscuro” es una película de James Bond del montón, correcta pero no de aplauso desmesurado. Un buen comienzo, un villano memorable, sí, y… y… Como película de acción no aporta nada nuevo. La trama tampoco. Un déjà vu constante nos atrapa durante la proyección, cuestión que no tiene que ser problemática, salvo cuando uno escucha adjetivos superlativos que le hacen torcer el morro. Denme algo más aparte de secuencias funcionales, please

Pienso en la trilogía de Bourne y la nueva cinta de Christopher Nolan se me queda fofa, aquejada de cierta arritmia preocupante, herida por ese pecado habitual en las action movies de hoy en día: no sabemos lo que esta pasando, dónde está cada cual, cuando hay persecuciones, mamporros o tiroteos. Narrativamente algo confusa, con trucos de guión para avanzar la historia sumamente previsibles (y por ello eficaces, claro), no hay por qué sobrevalorar el resultado aludiendo que, supuestamente, esta propuesta es más seria que la media. La sobriedad de “Iron Man” gana enteros en este sentido, a la espera de “Watchmen”, ¿la gran esperanza?

the_dark_knight_poster_2.jpg

Hay que agradecer, ciertamente, que “El caballero oscuro” se olvide de ese infantilismo que contamina el cine de entretenimiento de última hornada. Alabar la actuación del difunto Heath Ledger es una perogrullada, pero es inevitable. Es, sin duda, lo mejor del filme. De acting y caracterización, lo más acertado del conjunto. Uno está deseando que aparezca Joker para que haya algo de meneo en pantalla. Sin embargo, lo del Oscar póstumo, probablemente pura rumorología, canta un poco, ¿no? Basta ya de premiar trabajos que consisten en hacer de loco, autista o similar, que lucen mucho pero es como pinchar Alaska y los Pegamoides en una fiesta de treintañeros/cuarentones: sabes que todo el mundo va a bailar.

Hablemos de ese iluminado discurso filosófico que vertebra la película según mentes preclaras. Cuando el supervillano tiene que verbalizar que él es la anarquía frente al caos, que sin Batman su existencia sería muy aburrida, bla, bla, bla… uno siente que le están contando lo mismo de siempre de manera extremadamente evidente, por si somos tontos. El amigo Vigalondo habla de este tema muy bien AQUÍ, intuyo que sin haber visto aún el filme.

Cuando el Joker explica por su boquita que es así de cruel y está así de chalado porque su padre era un borracho que le pegaba y un día le dejó la novia… jolines… jo…

“El caballero oscuro” va del honor y los principios, de ser más bueno que nadie, y por ello es una película mentirosa (estoy evitando hacer spoilers vitales, lo dejo para los comments). Las zonas grises del comportamiento humano, con posibilidades de estar encarnadas magistralmente en un personaje como Batman, son de un explicitud sorprendente. Por ello, el ingenio brilla por su ausencia. No hay riesgo en el mensaje ni posibilidades de discusión.

the-dark-knight001.jpg

“Dark Knight” no es un bodrio, a pesar de sus altibajos entretiene, que ya es algo en los tiempos que corren. Además, cuenta con actuaciones de recibo y se ve el dinero que se han gastado en la pantalla grande, pero no es una cinta brillante. Me asusta que pase a la historia del cine por la puerta grande un producto como éste, cuidado al milímetro, masticadito, inteligente en definitiva comercialmente hablando, cuyo sentido de la evasión y reflexión es harto discutible. La campaña mediática está hábilmente diseñada para que el personal se acojone y no pueda decir “vaya, me he aburrido un poco, tampoco es para tanto” al salir de la sala.

Esas puntualizaciones de sobresaliente que humean en internet, que resaltan en sites tambaleantes como IMDB, confirman que el ciberespacio está copado por internautas de dudoso criterio, tan prescindible como el mío. Y basta ya de puntuarlo todo, que dentro de poco va a ocurrir hasta con el dentista. “¿Y a qué dentista vas?”. “A Talytal…”. “¡Uuuuuuuuuuy! Lo estoy mirando en google y tiene un cinco pelado, yo que tú iba acojonado… Y hay un montón de comentarios de gente quejándose de la halitosis de la enfermera, fíjate tú…”.

the dark knight 1.jpg

“The Dark Knight”, otro ejemplo de película que queremos que nos guste, pero no termina de matarnos, sic!

Por cierto, voy a poner a esta película, siendo benevolente, un ¿6? Haw, haw, haw!!!

Se dice…

Filed under: Desvaríos — el Lunes, 11 de agosto

Se cuenta… se comenta…

… ¡que vuelve el gotelé!

gotele.jpg

¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAGH!

Blogs con gotelé, el futuro ya está aquí…

Mr. T attacks !!!

Filed under: Bizarrismo TuTubesco,Burp! — el Miércoles, 6 de agosto

El anuncio de la polémica…

Imagen de previsualización de YouTube

¿Homofobia? ¿Sentido del humor? ¿Ironía? ¿Estupidez? ¿Diversión? Ay, ay…

Desde luego, en los tiempos que corren, con tanta corrección política, es difícil no molestar a alguien, o herir la sensibilidad de algún colectivo cuando se quiere hacer algo que no deje indiferente al personal, en este caso un anuncio publicitario.

Lo ideal es que el mítico Mr. T se marcase este anuncio, o alguno más gore, exterminando a los Jonas Brothers, esos ídolos de juventud pura y aria que tanto me irritan, con sus anillos de castidad y su música para oligofrénicos en fase anal.

Absolutamente prescindible…

Filed under: Celuloide — el Lunes, 4 de agosto

No malgasten tiempo y dinero con este bodrio de verano…

Mummy_3.jpg

La primera de la saga me hizo gracia en su momento, pasé un buen rato de “palomiteo” rememorando a Indiana Jones, contaminado por el cartoon. La firmaba un tal Stephen Sommers, que con DEEP RISING me ganó, pura serie B-Z sin edulcorantes, y con VAN HELSING me perdió, vaya si me perdió…

De la segunda ni me acuerdo, me tiró más el spin off EL REY ESCORPION, y con esta tercera, LA MOMIA: LA TUMBA DEL EMPERADOR DRAGON, he cabeceado en la sala oscura. Qué sensación de estar viendo lo que ya has visto 1.837 veces… pero más aburrido todavía. Este tipo de películas innecesarias hacen que la cuarta parte de Indiana Jones sea de lo mejor que se ha hecho en la última década, mal que nos pese, en temática de acción y aventura (a pesar de que su guión sea de juzgado de guardia).

Y no me pregunten por qué fui a verla ayer domingo, porque no tengo excusa alguna.

P.D.: poco voy al cine últimamente, muy poco… Contarles que lo último que he visto ha sido la tontería antepuesta, HANCOCK (o cómo malgastar una vez más una atractiva idea), EL INCIDENTE (Shyamalan, ¿qué está pasando?) y… y… joder, es realmente preocupante.

mist-trl.jpg

¡Ah!, me lo pasé pipa con LA NIEBLA, serie B de la buena, inquietante y sincera, y no sé por qué diantres no he ido aún a ver DOOMSDAYVerano, esa extraña época del año…