diario no diariotextos y garabatosfrikodownloadscontacto con tactoborjacrespo.comcunia
cine comic y otras hierbas

A debatir…

Filed under: Celuloide — el Viernes, 22 de enero

“Los exhibidores españoles han invertido más de 32 millones de euros en adecuar salas en 3D, según se recoge en un informe de balance de 2009 presentado por la Federación de Exhibidores de Cine de España (FECE), en el que se califica el ejercicio concluido de “histórico”, al haberse puesto fin a la tendencia negativa de espectadores, y al haberse conseguido la segunda mayor recaudación de la última década. De cara a 2010, las perspectivas son optimistas. Las claves que a su entender marcarán el año serán la consagración del 3D en nuestro país y el fin de la piratería en Internet, si -como esperan- se regulan las descargas”. (Cine por la red)

Yo me pregunto: ¿queremos ver TODO en 3D? ¿El careto de Woody Allen? ¿La calva de Resines? ¿Una de Oliveira? Hoy mismo se ha suspendido un pase de prensa de un futuro estreno en 3D por problemas técnicos, y no es la primera vez que ocurre, todavía queda bastante por hacer, por asumir, por evolucionar… Y el 3D ha estado ahí siempre, William Castle se revuelve en su tumba. Vamos, que ponernos gafas de bakala no puede suponer la única luz en el camino… Sí, hay que estar contentos porque la taquilla está en punto de ebullición, ¿aunque AVATAR arrase con todo? Utilizo “arrasar” en todo su potencial, está barriéndolo todo… Vamos, que está jodiendo a otros estrenos que no se merecen desaparecer tan pronto de la cartelera, retrasar su lanzamiento o no encontrar un mínimo hueco para entrar en programación. Muchas cuestiones sobre el futuro, que es presente, se agitan en mi cabeza, por no hablar del espinoso tema de las “descargas”…

Aprovecho para comentar que inauguro una sección, FIRMAS, en el portal de cine LAS HORAS PERDIDAS. La inauguro, tras una agradecida invitación, pero, que vaya por delante, está abierta a otros colaboradores, publicaré algo de vez en cuando. Empiezo hablando de cortofilia y cinefagia, podéis leerlo pinchando AQUI. espero os guste.

8 comentarios »

Comment by k10.

la calva de RESINES…
con el bultaco ese de sebo en 3D…

k10.

enero 22, 2010 @ 4:50 pm

Comment by Javi-LHP

Antes que nada, Borja, agradecerte tu colaboración con nosotros y que hables de ello aquí. Para nosotros es un gustazo y para nuestros lectores estoy seguro de que también.

Respecto al balance del año de FECE también tengo sensaciones contradictorias. Me alegra mucho que haya sido un gran año, porque eso supone que aún hay espacio para la pantalla grande en nuestra vida. Pero por otro lado parece que la tendencia va inevitablemente a reservar ese espacio a unos privilegiados que acaparen casi todas las salas con la excusa del 3D. Siempre ha habido películas gordas y luego el resto, pero el 3D va a acentuar esa diferencia considerablemente porque una sala 3D rara vez se utilizará para una película convencional.

También me chirría un poco que la excusa del 3D sea un aliciente comercial y no una herramienta narrativa. Creo que puede dar juego, pero no creo que sea necesario para muchas películas. Como bien dices Woody Allen en 3D… pues como que no lo veo. Ya no porque no sea necesario, sino porque creo que la imagen en 2D está infinitamente más depurada que el 3D en lo que a composición, uso del foco, luz y demás se refiere. En Avatar (aunque sólo vi en 3D el avance aquel de 15 minutos) creo que había momentos en los que el desenfoque dentro de una imagen 3D no tenía sentido.

enero 22, 2010 @ 6:43 pm

Comment by Roberto

Hay peliculas que me han llamado la atencion en 3D pero yo tampoco me lo imagino en todas las peliculas y en general tampoco creo que aporte tanto…Si hay la opcion de verla en 3D suelo caer, pero despues de ver varias pierde la novedad, hay momentos en que no notas mucho el 3D y no es porque en ese momento la experiencia sea mas “inmersiva” sino porque al final te interesa mas el resto de aspectos del filme.

Pero los moviles tambien me solian parecer un invento un poco tonto y molesto (eso de que te puedan localizar a cualquier hora, para algunos casos bien, pero en otros ¡que coñazo!) y al final se han impuesto.

Supongo que si nos quieren imponer algo se impondra pero yo no lo veo claro tampoco para determinadas peliculas.

En el caso concreto de Avatar siento que me lo han impuesto todo. Siempre ha habido pelis de esas superpublicitadas que te obligan a ver . Pero en este caso siento que la coaccion ha sido mayor que nunca…ni siquiera vi mucha publi antes del estreno, basto con insistir de vez en cuando en que era revolucionaria en este campo.

Creo que lo que me hace sentir raro es que esta vez no me han vendido la pelicula sino su tecnologia. Y pienso que a mucha gente le ha pasado igual porque si, es un argumento apto para todos, pero cuando lo oi por primera vez no me sono a algo con TANTO tiron.

Probablemente Cameron es mas listo que yo y sabe lo que quiere el publico, pero yo, por mucha tecnologia que haya, nunca me hubiera imaginado que el publico, especialmente los padres y madres de familia, quisiera ver una de ciencia ficcion que pareciera un videojuego con el argumento de Pocahontas. Por mas que hubiera 3D o no.

enero 23, 2010 @ 1:35 am

Comment by infraser

Totalmente de acuerdo, y creo que ya hemos dicho mucho…

“un aliciente comercial y no una herramienta narrativa”… Ahí le has dado, JAVI…

Es un avance sobre todo tecnológico, pero de imposiciíon, y hay una industria vendiendo maquinaria detrás, por que el 3D de los años 50 también molaba, pero las gafas eran de todo a cien y no daban pasta, ni eran excusa para subir la entrada, que nos lo comemos con patatas…

Desde el punto de vista puramente narrativo, no hay nada nuevo en AVATAR, quizás falta explotar un nuevo lenguaje en 3D, está por ver, pero desde luego Cameron nos ha vendido una moto… Y lo ha hecho bien, pero como quien vende CREPUSCULO, una saga que por muy popular que sea es lo mismo de siempre y no ha aportado absolutamente nada a la historia del cine salvo una legión de fans con un punto oligofrénico.

AVATAR no es MATRIX, por ejemplo. Por citar un ejemplo cercano en el tiempo.

Y estamos los que valoramos todavía más un plano de Murnau que cualquiera de AVATAR sin la necesidad de armarse tecnológicamente como si no hubiera mañana…

Con AVATAR ya paso a la fase mosqueo, que ni los diseños son nuevos para los que leemos tebeos. Ya estaba en los 80, coño, hace 30 años!!!

WILLIAM CASTLE!!! WILLIAM CASTLE!!!

enero 23, 2010 @ 2:32 am

Comment by BITTOR

Vamos a participar en este interesante debate esta vez en entorno digital ;) .

Yo creo que las 3D tienen dos puntos de vista. La comercial, que es la que más va a empujar pues aquí la industria del cine (y televisión) quieren sacar tajada e impulsar el negocio. Y usarán todas las técnicas de marketing para llevarla a cabo.

Y luego la creativa. Ahí seguramente la cosa vaya más lenta, los directores tendrán (tendreis) que ver como sacarle partido a esta nueva tecnología.

Desde el blanco y negro, al color, desde las películas de cámara fija a las últimas de acción. De los efectos especiales artesanales a los digitales. Al final son todo herramientas que están a disposición de los directores. Ahí será la creatividad la que sacará el mayor partido al 3D (que estoy convencido que mejorará mucho con el tiempo). Habrá que ir pensando en como dirigir en 3D ;) .

De momento Cameron ha impulsado la tecnología, no ha revolucionado el cine. Pero yo creo que es un primer paso.

Y además hay que tener en cuenta que en muchos ámbitos de los negocios se crean nuevas necesidades que desde nuestros puntos de vista no aportan nada, pero luego el mercado manipulado lo exige y no queda más remedio que hacer uso de ello. Y al final aparecen productos buenos, pero no dependen de las tecnologías, sino de las personas que hacen uso de ellas… ;) .

Pensemos, entonces, todos en 3D!

enero 23, 2010 @ 10:52 am

Comment by chema

A mi personalmente el 3D me llama la atención para los juegos.
Tengo ganas de que me lo vendan por ahí.
Avatar es un cine definitivo de las grandes superficies, un neocine al que hay que ir con las tripas bien sujetas y claro, con el cerebro también.

enero 23, 2010 @ 12:18 pm

Comment by lawa1996

Bittor,
Completamente de acuerdo en todo lo que has dicho.

El 3D es una nueva herramienta en pañales, y habrá genios que sepan utilizarla y se conviertan en maestros del género y quienes no. Hoy en día todos tenemos cámaras digitales, pero eso no nos hace artistas, sólo unos pocos tienen lo que hay que tener para poder convertir un conjunto imágenes en 2D con diferentes planos y secuencias en obras maestras.

Habrá un día en el que todos tengamos móviles que graben en 3D… y ese día también habrá tan sólo unos pocos maestros del nuevo lenguaje narrativo que es probable que precisen las nuevas técnicas.

enero 23, 2010 @ 1:14 pm

Comment by Javi-LHP

Hombre, todos los avances tecnológicos en la historia del cine vinieron acompañados de retroceso creativo. Me explico. El retroceso era debido a que la nueva tecnología condicionaba mucho el modo de producción y postproduccion, lo limitaba, quizás hoy menos, pero toda herramienta tiene sus pros y sus contras. Y por otro lado estaba el retroceso debido a que el afán por explotar comercialmente una tecnología nueva descuidaba mucho otras facetas.

Un ejemplo claro fue la llegada del cine sonoro. Por entonces los sistemas de grabación de sonido eran pesados y toscos, lo que obligaba a camuflarlos en el decorado y a que todos los actores dijesen sus frases cerca del micro. A su vez, las cámaras de cine hacían un ruido mortal, por lo que debían estar aisladas del escenario, lo cual impedía muchos movimientos que por entonces eran comunes.

Luego, siempre que pasa la “moda”, la gente vuelve a exigir calidad en los contenidos y los creadores tratan de utilizar esas herramientas de forma más ingeniosa, práctica y con un sentido concreto.

Es como en su momento el boom de los efectos por ordenador. Había cantidad de producciones cuyo único aliciente era mostrar algo creado en 3D e integrado en el entorno real. Daba igual que la historia fuese una chusta, la idea era dar al público su ración de asombro tecnológico. Ahora a nadie le sorprende un dinosaurio digital, y el trabajo se ha afinado para facilitar la producción de una película y crear realidades palpables. Zodiac, por ejemplo, es una película plagada de efectos digitales, y creo que ninguno va encaminado a darle al espectador un puñetazo en la boca, sino a que se crea que vive en los 60.

Imagino que con el 3D pasará lo mismo. Viviremos 4 o 5 años de estrenos masivos aunque muchos no valgan la entrada que hemos pagado para verlo, pero poco a poco iremos viendo que el 3D no valdrá sólo para arrojar cosas al espectador. Es posible que se empiece a dar un uso narrativo a la profundidad de la imagen, que se generen entornos realmente opresivos y otros infinitos para generar determinadas sensaciones, etc.

Avatar creo que no abusa, pero tampoco saca partido del 3D. Simplemente logra dar una tridimensionalidad a la imagen que antes no existía, pero ya. Ni ayuda ni entorpece, pero desde luego no es la excusa para ver una película en un cine, salvo quizás las primeras veces por probar la experiencia. Cuando nos acostumbremos, pediremos, como siempre, buenas historias.

enero 24, 2010 @ 2:48 pm

RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URI

Deja un comentario

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>